domingo, 12 de febrero de 2017

No es Estrella fugaz. Dominicano es el amo y señor en Quito

Una sana costumbre, una mezcla de alegría y costumbre se vivió en el court central del Ecuador Open donde el dominicano Víctor Estrella volvió a ratificar su dominio de las alturas y se consagró por tercera vez campeón del torneo luego de una intensa final ante el italiano Paolo Lorenzi.



Disputada y dramática fue la final de este ATP 250  que reunió a dos veteranos tenistas del circuito, que tienen un camino relativamente parecido en el circuito, pues ambos alcanzaron su mayor desarrollo bien avanzados en años, pero que tenisticamente tienen estilos distintos. Lorenzi, más agresivo y respaldado en su buen servicio mientras que Estrella, conocedor de los efectos, sabe como hacer daño con los golpes cercanos a la red.

El dominicano salió otra vez ganador. Tuvo mérito al mantener la calma y no desesperarse ante la caída ajustada en el primer parcial y se mostró sólido en los momentos claves del juego y más entero en la definición final. El marcador final fue de 6-7(5) 7-5 7-6(2). El encuentro tuvo una duración de 2 horas y 33 minutos que encandilaron al numeroso público asistente.

Con este resultado, Estrella (156° ATP)  con 36 años recuperará su condición de TOP 100 a partir del lunes. Por modificaciones del calendario los puntos del título del año pasado se los habían descontado el lunes pasado.

Lorenzi (46° ATP), por su parte, se quedó con las ganas de lograr su segundo título como profesional. Eso si, los puntos obtenidos lo ayudarán a  recuperar posiciones y se acerca nuevamente al TOP 40.

¿Habrá alguien que pueda vencer a Estrella en Quito? Si aparece alguien tendrá que esperar un año más para comprobarlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada